Relojes TW Steel para hombre


Fundada en 2005 por Ton Cobelens y su hijo Jordy Cobelens, TW Steel es una compañía relojera holandesa cuyo eslogan “No es un reloj, es un estandarte” se ha hecho eco alrededor del mundo gracias a la calidad y los innovadores diseños de su marca. Los Cobelens vieron con preocupación que en los tempranos 2000 el mercado de relojes ofertaba tamaño, colores llamativos y casi nada de calidad o de cultura relojera, por lo cual decidieron hacer algo al respecto: fundaron una empresa cuyas bases serían los diseños inteligentes, las piezas prácticas y los modelos hechos de materiales resistentes, contando con el acero inoxidable como su principal protagonista.


Última actualización: octubre 20, 2020 7:28 am

Características de los relojes TW Steel

La pequeña compañía holandesa fundada en 2005 cuenta hoy con más de 5000 tiendas alrededor del mundo y, entre las muchas ventajas que ofrece su producción de relojes, destacan:

  • Diseños inteligentes: un reloj TW Steel siempre será cómodo de usar, podrás ajustarlo a tu muñeca y olvidarte de que lo tienes puesto hasta que tengas que consultar la hora; además, TW Steel sabe que no necesita construir piezas grandes para que sean funcionales, por lo cual podrás contar con características útiles como cronometrajes, calendarios, coronas con escalas de cálculo, medidores de distancia, velocidad y/o profundidad, diseños luminiscentes para lugares oscuros, entre otros.
  • Resistencia: al comprar un reloj TW Steel estarás adquiriendo una pieza prácticamente indestructible, pues sumado a sus mecanismos de cuarzo, están cubiertos con materiales resistentes como el acero inoxidable, cristales minerales endurecidos, cuero, caucho y pieles reforzados.
  • Versatilidad: en el caso de la mayoría de los diseños de TW Steel, haciendo honor a su búsqueda de diseños inteligentes, podrás combinarlos con prácticamente cualquier vestimenta, pues sus colores neutros quedan bien en cualquier ocasión.
  • Al comprar un reloj TW Steel contará con una garantía de 2 años de duración por defectos de fábrica.